Publicidad

Resaca electoral

Las conclusiones las tenemos en toda la prensa : bipartidismo como protagonista de la jornada electoral de ayer y un claro desajuste para el PP, que no ha sabido aglutinar el descontento de muchos de los sectores de la economía española con la gestión de Zapatero para transformarlo en una ventaja en escaños. Se podría leer también que con la ventaja del PSOE en éstas elecciones, se evita la servidumbre del pacto sí o sí con los sectores más radicales del nacionalismo , que parecen diluirse. El PP sale reforzado con un mayor número de escaños y con ventajas claras en muchas Comunidades autónomas, y vamos a ver si no se deja arrinconar con el aislamiento al que ha sido sometido durante toda la legislatura Zapatero, y renueva “filas”, como parece opinar la mayoria de sus afiliados.ç

En cualquier caso, vamos a tener una legislatura que se me antoja muy dura. Los gestores económicos que designe el nuevo Gobierno van a tener que demostrar mucha más pericia en la acción que en la gestión. Las bondades económicas presupuestarias con las que se encontraron en el año 2004 tocan a su fín, y les estan esperando, de frente, una inflación del 4,3%, un nivel de paro por encima del 10%, un  y un deterioro general de la actividad económica. Toros nada despreciables, la verdad.

Para empezar, el sector electrico. Iberdrola versus EDF.

En Bolsalia comentaba el sábado que urgen las medidas liberalizadoras en el sector energético español. El sistema tarifario deberia responder a la necesidad ajustada del un sector que es fundamental en el desarrollo económico del país con un marco regulatorio estable. Es precisamente el objetivo de ser más autosuficientes uno de los puntos que debiera preocupar al nuevo ejecutivo.

La verdad, es que debiera preocuparles todo. No tenemos buena imagen exterior , la competitividad de las empresas españolas deberia estar mas reforzada con mas estimulos a la innovación y la productividad sigue siendo una asignatura pendiente.

Pero lo que más me preocupa, a corto plazo, es el paro. El desempleo es la palabra maldita en las familias españolas y uno de los cánceres más agresivos de las sociedades desarrolladas. Crea desesperanza y desconsuelo y algo que conocemos muy bien en los mercados bursátiles : desconfianza.

La bolsa hoy, no lee la euforia socialista. Salvo el sector eléctrico, el resto en deterioro.

Cierto es que Wall Street abre a la baja ( hoy un poco antes por el cambio horario ), los inventarios empresariales suben por encima de lo previsto un 0,8% ( un 0,5% era lo estimado) y Texas Instruments y McDonald’s presentan resultados, entre otras.

Comentaba también en Bolsalia que la relación entre la bolsa y las elecciones se mueve más que por pronóstico, por sorpresa. Así, el continuismo, al menos hoy, no cotiza.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *